Lo que debes saber sobre el carril preferencial de la Séptima

k2_items_src_58d52ea025b256e4ce8690fddc53cbd4

Los carriles del costado derecho de la carrera Séptima en ambos sentidos desde la calle 31 a la 100 están ahora designados para la circulación preferencial de los buses del Sistema Integrado de Transporte Público (SITP).

Para lograr esto, son varias las medidas que ha puesto en marcha el Distrito con las que se busca que el carril preferencial sea efectivo, las cuales le presentamos a continuación, para que sepa todo lo que hay que saber de esta nueva estrategia para ayudar a la movilidad en este importante corredor vial:

¿En qué consiste?

El carril preferencial (que no significa exclusivo) consiste en priorizar, a través de señalización y demarcación especial, el carril derecho de cada una de las calzadas de la carrera Séptima, entre calles 31 y 100, para el uso preferencial del SITP y la posibilidad de adelantamiento por el siguiente carril solo en zonas de paradero o ante una situación de contingencia.

¿Cómo se habilitó?

Para esta operación, el Distrito realizó una inversión de aproximadamente 1.800 millones, reflejados en 30 kilómetros de demarcación, asfalto y adecuación de zonas de paraderos, que componen 7,7 kilómetros de longitud del carril preferencial.

La señalización

La operación de los carriles preferenciales está definida en ambas calzadas de la Séptima, a través de demarcación horizontal (zonas con líneas punteadas y otras con líneas continuas, ambas de 20 centímetros) e indicando con texto el carril preferencial para el transporte público. La señalización se complementará con otra de tipo vertical con señales elevadas que indicarán el orden para el uso de los tres carriles de la calzada (‘carril mixto’/ ‘carril mixto’ / ‘carril bus’).

Preferencial, no exclusivo

El carril preferencial da prioridad a la circulación de buses en los carriles externos de la carrera Séptima. Los vehículos particulares y buses tradicionales podrán ingresar a este carril en las zonas demarcadas con líneas punteadas (ingreso a predios o intersecciones/bocacalles), pero no en las que estén demarcadas por líneas continuas.

Operación

La idea es educar a los conductores del tránsito mixto para que den el paso preferencial a los buses duales y del SITP en este carril. Durante el primer mes de la medida se hará una campaña pedagógica, pero después de este periodo, según indicó la secretaria de Movilidad, María Constanza García, “quienes invadan el carril en tramos no permitidos serán sujetos de un comparendo de $308.000 para quienes no lo usen de acuerdo a la señalización”.

COn información del Publimetro