CURIOSIDADES

¡Histórico! 31 penales tuvieron que patear luego de quedar empatados

El encuentro de este martes de la Copa de Liga inglesa entre el Liverpool y el Middlesbrough de la segunda división fue un maratón que terminó tres horas después de que comenzara.

Empatados 1-1 tras 90 minutos en el estadio Anfield de Liverpool, y atascados en un 2-2 en dos horas de juego, ambos equipos comenzaron una tanda de penales que batió récords. Después de que los 11 jugadores de los dos bandos —incluyendo a los dos arqueros— lanzaran su penal, sólo se habían fallado dos, con el marcador 10-10, los primeros lanzadores tuvieron que volver a hacerlo.

El acierto de ambos equipos desde el punto fatídico hizo que fuera un espectáculo surreal que hizo reír al delantero del Liverpool Mario Balotelli cuando anotó en su segundo turno en la tanda.

https://www.youtube.com/watch?v=_ft02wfI9aY

Ver Video

Pero, como suele pasar en estos encuentros cardiacos en el fútbol: uno tiene que fallar y ese fue el jugador de Middlesbrough Albert Adomah, quien mandó su tiro lejos de la puerta para darle al Liverpool el triunfo. El marcador final fue de 14-13, con 15 penales lanzados por cada uno.

Incluyendo el penal marcado por el sustituto del Middlesbrough Patrick Bamford para hacer el 2-2 en la recta final del tiempo extra, se cuenta un total de 31 tiros desde el punto de penal en un juego extraordinario.

Facebook Comments

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar