CURIOSIDADES

En busca del presupuesto de losas de TransMilenio

Cómo el distrito no tiene el dinero para recuperar la Avenida Caracas y la Autopista Norte, lo que se plantea es un pequeño desembolso para recuperar sólo algunos tramos, sólo los más dañados serían intervenidos.

Que el tan anunciado documento Conpes con el que el Gobierno Nacional busca aprobar importantes sumas de dinero para invertir en la movilidad de Bogotá contemple la reparación total de las troncales de TransMilenio de la avenida Caracas y la autopista Norte.

Esa parece ser la única opción para renovar cerca de 3.000 losas de las dos importantes vías que sirven para los articulados del sistema de transporte masivo, cuyo costo se acerca a los 800.000 millones de pesos.

Y es que, según reconoce el director del Instituto de Desarrollo Urbano (IDU), William Camargo, el Distrito no cuenta con ese presupuesto y por tanto la ciudad no se puede hacer cargo de la reparación de ninguna de las vías que, además de todo, ya cumplieron con su vida útil.

De hecho, Camargo señala que, al menos por ahora, lo único que se puede hacer es la reparación parcial de las losas en los puntos más críticos, como la calle 127, la Cardioinfantil, las calles 45 y 63 o la calle 11 Sur, donde, precisamente la semana pasada, la vía tuvo que ser cerrada por el hundimiento de las losas.

Esa reparación parcial consiste en remplazar la parte superior de las losas, hecha de concreto rígido, por concreto asfáltico, lo que mitiga el mal estado de la vía, pero no da una solución definitiva al problema, pues lo que se necesita es el cambio de todas y cada una de las losas de ambas vías. “Solo así se puede garantizar que las vías, que ya sobrepasaron su vida útil, puedan funcionar 15 o 20 años más”, señala Camargo.

Pero, una vez más, el problema radica en que no se cuentan con los mencionados 800.000 millones de pesos. “El IDU apenas cuenta con 120.000 millones de pesos anuales de la sobretasa a la gasolina, para invertir en las vías de TransMilenio y del Sistema Integrado de Transporte Público (SITP)”, explica Camargo.

De ahí la importancia del documento Conpes. La idea es que este documento se apruebe tan pronto inicie el segundo mandato del reelegido presidente Juan Manuel Santos, en el que se además de destinarse recursos para la construcción de la primera línea del metro, los metrocables y una cuarta fase de TransMilenio, se incluya la ‘salvación’ de las fases I y II del sistema, es decir, tanto la Caracas como la Autonorte.

De no aprobarse estos recursos, y recordando siempre que las losas ya sobrepasaron su vida útil, no se podrá hacer otra cosa que ponerle ‘pañitos de agua’ a la situación y seguir haciendo lo que viene haciendo el IDU hasta ahora, con los recursos con los que cuenta, sin poner una solución definitiva al mal estado de las importantes vías.

Fuente: Publimetro

Facebook Comments

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar